Erik


Por fin os presento al nuevo príncipe de la casa. Llegó el pasado día 6 y desde entonces ha alborotado la vida de toda la familia.

En el momento de verle pensaba que sería diferente al de su hermana, simplemente porque ya había vivido la sensación de que te pongan a tu hij@ en brazos, pero tengo que decir que fue igual, un momento único, una sensación que sólo la conoce quién ha vivido el momento mágico. Y cómo no, tanto el papi como yo, nos emocionamos ...

Llevaba días con ganas de mostrar su rostro, pero el cansancio y las ganas de dormir han podido más. Estaré un tiempo sin actualizar tan a menudo el blog y no dejo los comentarios que me gustarían en los blogs que visito, pero con un poco de tiempo, espero coger el ritmo y volver a las andadas.

Besos


Publicar un comentario